252017jul
Fotoprotección solar, ¿Cómo me la aplico?

Fotoprotección solar, ¿Cómo me la aplico?

Continuando con nuestros consejos sobre  fotoprotección, nos habla nuestra experta farmacéutica, Elisa Sánchez, responsable  de la Parafarmacia de Instituto Médico Miramar.

En nuestro anterior artículo, dábamos amplia información acerca de la elección del fotoprotector, pero:

¿Cómo hay que aplicar un fotoprotector?

  1. Elegir un fotoprotector con filtros de calidad y en cantidad. Esto normalmente encarece el producto.
  2. Aplicar la protección 30 minutos antes de la exposición solar. Los fotoprotectores con filtros físicos se pueden aplicar e inmediatamente tomar el sol. El inconveniente de éstos es que son cremas bastantes pastosas, densas, blancas, antiestéticas. Se usan sobre todo en niños o personas con trastornos en la piel como la rosácea y otros. Son bastantes resistentes al agua.
  3. La piel debe estar seca al aplicar el fotoprotector y en cantidad suficiente para que el filtro haga su función. No hay que escatimar en producto.
  4. Aplicar el fotoprotector cada 2 horas y tras el baño.
  5. Utilizar labiales con protección solar suficiente.
  6. Debe resultar agradable y cómoda la aplicación del fotoprotector, así será más fácil que te lo pongas siempre y seguido.
  7. Si se usa maquillaje hay que poner primero el fotoprotector y luego el maquillaje.
  8. Aplicarlo en zonas no tan visibles como orejas, pies, manos, detrás de las piernas. En la zona de la espalda es muy importante aplicar el fotoprotector correctamente ya que muchos estudios indican que es la zona de localización más frecuente del melanoma o cáncer de piel. Es importante que nos ayuden a ponernos la crema fotoprotectora por toda la espalda y en abundancia.
  9. Los filtros solares tienen fecha de caducidad y pierden su eficacia si se usa caducado. Una vez abierto el envase se mantiene estable aproximadamente 6 meses.

Sun-protection-300x238

¿Qué quieren decir los números que hay en el envase del fotoprotector?

El número que aparece mayormente como 50+, 100+ ,30+, etc., es el SPF (factor de protección solar) frente a la radiación UVB. Es el método Colipa.

Ese número es aproximadamente el tiempo que podríamos estar al sol sin riesgo de quemarnos ni enrojecer. Por ejemplo, si yo el primer día puedo estar al sol 10 minutos sin enrojecer ni quemarme, utilizando un fotoprotector con SPF 20 me protegerá del sol durante 20 veces más tiempo, es decir, 10 x 20= 200 minutos aproximadamente son 3 horas y ½. Pero ojo, esto no significa que podamos estar al sol durante 3 horas y ½ sin volver a darnos crema.

Pero solo estamos hablando de los UVB por consiguiente es imprescindible usar un fotoprotector de amplio espectro para abarcar también la radiación UVA. Según la UE (Unión Europea) la protección UVA debe equivaler a un tercio mínimo de SPF que exhibe la etiqueta y por tanto siempre se debe adquirir un protección solar con el símbolo UVA en el envase.

¿Hay diferencia entre un fotoprotector de SPF 50 y uno de SPF 100?

Las nuevas regulaciones establecen que los productos no deben promocionar más de SPF 50, porque en realidad después de este grado no se puede comprobar que haya más protección.

Si el SPF 15 el filtro es del 93%, el SPF 30 es de 97% y el SPF 50 filtra un 98%. Luego de 50 el incremento es insignificante, por ejemplo el SPF 70 filtra 98.6 %. Por ello no hay evidencia científica que la protección sea mayor después de 50.